domingo, 23 de abril de 2017

Un paseo por el Parque del Oeste


Hoy paseó mi Lúa,
por el parque del Oeste.

Aunque, para mi perrita,
Parque Esmeralda es éste.

Y es que sus tierras se visten,
de mantilla fresca y verde.

Diente de león la esperaba, 
sin rugir, nada de nada.

Se acercó Lúa curiosa, 
y sopló sobre sus rosas,
el diente la sorprendió
cuando al aire abierto soltó
paracaídas, con formas,
de inmaculados paraguas.

Un mirlo negro azulete,
contó a Lúa al oído,
cosas poco pertinentes.
  
Amores en campos vividos,
de gorriones, pardillos,
de jilgueros atrevidos
que tempranean sus nidos
disfrutando entre trinos
de cariños y saludos.

No se inmuta mi perrita,
que se ha vuelto modosita.

Al gran perro policía,
que le amonestó el otro día,
saludó con cortesía:

Buenos días tenga usted.
Buenos días señorita.

Vio un perrito astronauta,
Paseando su escafandra,
sin nave y sin bufanda.

Dos perritos como ella,
chiquitines, y de orejas
picudas, listas, y tiesas.

Le contaron que la luna,
se perdió ayer, de noche
entre una espesa bruma.

Y que el viento de levante,
sopló con fuerza indomable,
para salvar del celaje,
al satélite, con energía y coraje.

Mi chiquita llegó a casa,
con sed de hogar y sosiego.
contando en idioma perro
que en el parque le espera,
ansia de aventura nueva.

Para mostrarle mil cosas,
de bichos, de rojos gorgojos,
Y muy dulces, mariposas.

© Copyright 2017 Mercedes del Pilar Gil Sánchez #AbuelaTeCuenta


jueves, 20 de abril de 2017

Son mujeres las madres?


No son mujeres las madres
No, las madres no son mujeres
Es que las madres, no sueñan?
Es que no sienten las madres?
No cultivan emociones
No bailan, cantan, se alegran?
Sí, son mujeres las madres,
Como la que ves que te gusta,
Como la que nunca respetas,
Como esas mujeres
Que son mujeres de otros,
Como la tuya, o la nuestra.
Sí, son mujeres las madres
La tuya, la mía y las nuestras!
Quien no respeta a su esposa.
Quien injustamente le pega,
Está pegando a una madre
Como la mía, Como la tuya,
Es la madre de unos hijos
Como tu madre, es esa madre...
Si no pegas a tu madre,
Por qué has de pegarle a ella?

© Copyright 2017 Mercedes del Pilar Gil Sánchez #AbuelaTeCuenta

lunes, 17 de abril de 2017

Un día en el bosque



Se perdió en sus pensamientos, y sin darse cuenta se adentró en un bosque. Las flores silvestres parecían hablarle. Se agachó a ver de cerca una margarita, y ésta le saludó como si le conociese. Sabía su nombre… 
—Merceditas, ten cuidado.
Merceditas, miró hacia todos lados y no vio nada más que deliciosas flores que rodeaban custodiando la belleza de los árboles, escuchaba trinos de pájaros que imaginó infinitamente bellos e intentó hallar su posición elevando hacia las alturas su mirada. No consiguió ver sus colores, ni sus plumas ni sus alas, les imaginó bellos, de belleza dulce y rara. 
Atendió a los trinos de las aves, y su ritmo, su belleza que tanto le ilusionaban transmitían un mensaje que al fijarse, su mente interpretaba.
”Merceditas, ten cuidado. Regresa pronto a tu casa”
Sopló una leve brisa, que la canción arrastraba, añadiendo en el camino unas pocas de palabras.
“Merceditas ten cuidado, regresa pronto a tu casa. Este bosque es peligroso, lo habitan hadas malvadas”
Y la niña florecía viviendo cosas extrañas… Le entusiasmaba la brisa, las flores, la dulzura de las garzas…
“¿Garzas?— Pensó Merceditas. —Qué hermoso ver unas garzas… Y si fuesen cigüeñas… Las aves que a mí me cantan… Escuchando la melodía que todo el mundo cantaba, la cantaba Merceditas mientras haciendo piruetas saltaba. 
Se hizo la noche y con ella, la oscuridad más opaca, nada veía la niña. 
La oscuridad le asustaba. 
Intentó gritar… ¡NO PUDO! El miedo su voz robaba.
En su grito enmudecido, a su mamá recordaba
“¡Mamá, Mamá… mamáaaaaa!” 
En la oscuridad vio unos ojos, unos ojos que brillaban y lentamente los ojos a su cara se acercaban…. Cuando los vio muy de cerca y su carita tocaban… Notó una zarpa peluda, que en su hombro se apoyaba… Torció hacia ella instintiva su carita y su mirada descubriendo unas uñas que aún comida albergaban.
Se moría Merceditas en tinieblas, entre garras…. Ya no había melodía ni flores bellas, ni nada….
A lo lejos, muy lejana una voz la reclamaba…
—¡Merceditas, niña mía… Despierta, que luce el sol en la cumbre, que hoy, iremos a la playa!
© Copyright 2017 Mercedes del Pilar Gil Sánchez #AbuelaTeCuenta


José A. Romero Pintor, y de la Isla

Deseo que disfrutéis el arte de un gaditano José A. Romero

Para ello, os pondré aquí una fotografía de sus obras más representativas. 

José A. Romero es alegría a pinceladas, es belleza en una mirada, que derrocha color y maestría.

José A. Romero, vive la belleza en óleo, acrílico, lápices de colores... no importa el material a emplear para expresar con él su arte. Él captura la "chispa, la vida" en cada retrato con su colorista y personal mirada; la plasma, y convierte un simple papel, lienzo o tabla, en una valiosa obra de arte atrapando de la belleza el más mínúsculo detalle, sin que por ello, pierda cada figura su personalidad, su brío y su arte; la especial personalidad del artista representado en el retrato quedará para siempre impresa captada por él, por José A. Romero en su especialísima pintura y especialísimo arte.



Podréis seguirle en: 

https://www.facebook.com/000Romero000

Sus obras están registradas y gozan todas de copyright


viernes, 14 de abril de 2017

los sueños



Y... Muchas veces los sueños
quieren tomar realidad, sin
atreverte a soñarlos.
Te superan,
te llenan de inmenso pánico.
hacen nido en ti las dudas...
¿Estaré a la altura de tanto?
Y te vuelves como loca.
Se te da por hacer cosas...
Tontadas, de niña tonta
para entretener el pánico,
que no van a ningún lado.
Y llegando a este punto,
reflexionas...
Das un paso hacia delante...
o retrocedes cien pasos?


Rara vez me he atrevido a soñar...
sí, muy rara vez...
Ni a pedir nada para mí
Es extraño, sí, lo sé...
Es extraño este miedo
Soy tan consciente de ser tan diminuta...

Yo soy esa niña...

Yo soy esa niña 
de una estampita pendiente. 
Yo soy esa niña 
que reclama un caramelo 
de un gentil penitente.
Yo soy esa niña, 
aunque el tiempo, 
y la vida, 
no me permita estar ahí 
en este tiempo 
"presente".
#AbuelaTeCuenta Mercedes del Pilar Gil Sánchez Copyright © 2017

Chistopher Castrodá es el autor de la fotografía

jueves, 13 de abril de 2017

Feliz día del Beso

Un besito en una lata, es  un besito de plata
Pero un beso en la nevera, es un beso de canela
Un besito en un paseo, un beso bajo un sombrero
Un beso por la mañana, es un besito de nada
Un besito por la tarde, es beso, sí no es tarde
Un beso de por la noche, será beso y no derroche
Un beso al fin en la cama, son besitos de pijama.
Un beso entre sábanas, no es beso, es amor hoy, y mañana

Copyright 2017 #AbuelaTeCuenta


lunes, 3 de abril de 2017

Camino hacia la Cruz

No puedo mirarle,
Me turban sus ojos
Me turba su sangre…
Me duele el dolor
Que mancilla su carne.
Su cara, sus manos,
Su boca, de gesto
inconmensurable…
Me duelen sus ojos,
Por los que resbalan
De modo incansable
Mil gotas sangrantes…
Coronan sus sienes,
Espinas punzantes
De rosas silvestres…
Espinas agudas
Y muy penetrantes.
¡Yo, no puedo verlo
No puedo, mirarle!…
Derrocha su gesto
Amor, expresado
En amores fraternos,
Hacia sus semejantes…
¡No, yo, no puedo,
No puedo mirarle!
Me duelen sus duelos
Me duelen sus carnes
Me duele el dolor,
Que siente su madre…
¡Me duele, me duele.

No puedo mirarle!…
Descubro mi pelo…
Me acerco a su carne
Con mi propio velo,
Enjugo su sangre…
¿Qué veo Dios mío?
¡Su cara en mi tela,
Su faz, en su sangre!…
¡A mí, que me duele…
El dolor de su carne!
Y por más que lo intento…
¡No puedo mirarle!
© #AbuelaTeCuenta 2017

sábado, 1 de abril de 2017

Qué son los cuentos?



¿Abuela Qué son los cuentos?...


Los cuentos no son historias
Son principalmente ensueños...

Los cuentos, son enseñanzas
para los niños pequeños.


Los cuentos son alegría
Son partes de vida y sueño

Los cuentos son fantasías
que viven los pensamientos

Los cuentos nos enseñaron
a reconocer pasiones,
a sentir los sentimientos
a saber lo que es el frío
a palpar qué son los miedos
a soltar nuevos suspiros
a querer, y dar aliento.

Nuestros primeros amores
nos los mostraron los cuentos.

Ay, mi querida niñita,
¡Todo eso, son los cuentos!

#diainternacionaldellibroinfantil
#AbuelaTeCuenta Mercedes del Pilar Gil Sánchez Copyright © 2017